“NIÑOS ÍNDIGO Y CRISTAL, ¿SABES IDENTIFICARLOS?

 Los niños índigo y cristal son sensibles y especiales aunque la energía vibratoria de ambos es diferente, también es diferente su objetivo universal;  los niños índigo son preparadores y detonantes, mientras que los niños cristal vienen a establecer una nueva realidad a nivel mundial.

Los niños cristal buscan el equilibrio entre lo intuitivo y lo racional para encontrar la armonía. La frecuencia cristal viene dada por el chacra Anahatha, el chacra de las emociones, y es el que les permite desarrollar el don de la empatía.

Los científicos en este campo afirman que los niños, tanto índigos como cristal, que nacen durante esta época de grandes problemas sociales y de grandes avances tecnológicos, tienen una estructura cerebral diferente, especialmente en lo que se refiere al uso de sus dos hemisferios cerebrales, de manera simultánea y más profunda.

Los niños índigo son llamados azules por el aura que desprenden.

Aparentemente, los niños índigo tienen una estructura cerebral diferente que le permite una mejor intuición, un concepto diverso de la moralidad y una gran imaginación. Sin embargo, también se le han atribuido características esotéricas, de sanación y telequinesis.

Si tienes dudas acerca de si tu hijo o algún familiar puede ser un niño índigo o cristal, presta atención a las siguientes características para identificarlo:

 Para reconocer un niño índigo, existen ciertas características que los definen. Entre ellas encontramos:

  • Los chicos índigo son sumamente creativos y se sienten frustrados cuando tienen que seguir reglas totalmente esquemáticas. Por esta misma razón, tienen serias dificultades para aceptar que se les imponga la autoridad sin explicación alguna.
  • Es común que se les tilde de rebeldes y que se aburran con facilidad. En muchas ocasiones se les dificulta relacionarse con los demás, a menos que se sientan cómodos y entre personas que admiren o respeten. Esto pasa porque se sienten incomprendidos y diferentes al resto de sus amigos, compañeros, primos, etc.
  • A los niños índigo no les interesa que se les amenace, pues es difícil cultivarles un sentimiento de culpa y miedo por el futuro. Más bien se comportan como merecedores de todo y de todos, como los reyes del lugar.
  • Normalmente son muy sensibles, no se cansan, se distraen con cualquier cosa o situación que capte su interés, no les gusta memorizar ya que prefieren explorar y aprender por sí mismos; quieren ser el centro de atención constantemente, son compasivos y temen a la muerte.

En muchas ocasiones se tiende a diagnosticar a los niños índigo como hiperactivos o con déficit de atención. Digamos que si el infante tiene las características descritas anteriormente, es necesario tenerle mucha paciencia, darles seguridad, y ser honestos.

Mantenlo ocupado, ponle límites, pero también se flexible, explícale el por qué de las cosas, apóyalo y no lo hagas sentir como un bicho raro, porque él ya tiene bastante con sentirse extraño en un mundo de iguales.

 Para reconocer un niño cristal, existen ciertas caracterís

ticas que los definen. Entre ellas encontramos:


  • Habilidad para percibir el temor a su alrededor.
  • Habilidad para amplificar y proyectar su propio temor en el entorno.
  • Tratan de evitar el miedo en cualquiera de sus fo
  • rmas.
  • Suelen ser discretos, sumisos y de bajo perfil.
  • En su mayoría son positivos y serenos.
  • Tratan de evitar el conflicto y la confrontación.
  • Suelen hablar poco pero cuando lo hacen, son profundos en sus ideas.
  • Tienen una habilidad psíquica especial y una gran capacidad afectiva.
  • Les gusta pasar mucho tiempo solos, ya que no les da miedo la soledad.

 

Los niños cristal y los niños índigo son muy creativos, y vienen a este mundo a cambiar las estructuras mentales que tenemos los seres humanos. Es un concepto esotérico y metafísico que explica la evolución del ser humano. En esta área, los niños cristal son los llamados pacificadores, y se les llama así por su alta vibración, diferente a cualquier otro niño. Son extremadamente sensibles a todo lo que los rodea, tanto a los sonidos, colores, olores, como a las emociones negativas. Suelen poner más atención en las emociones y sentimientos de otros que en los de ellos mismos.

 

Y tú ¿Sabes reconocer a los niños índigo y cristal?, ¿Conoces alguno?

 


Fuente: comohacerpara


Visitas: 416

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Escuela Iniciática para añadir comentarios!

Participar en Escuela Iniciática

LIBROS de ASSAYA

* * *

 

===> Nos AYUDAS al MANTENIMIENTO de esta WEB y las SALAS ONLINE?

 

****************

 

 

*****

***

© 2017   Creado por ♥ Assaya ♥.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio