LA VIDA ATENTA

En mi opinión, para que la vida sea una vida plena o una vida interesante, conviene que sea una Vida Atenta.

Una Vida Atenta se podría entender como una vida que es muy responsable del Aquí y Ahora, que es muy consciente de YO y todo lo que eso conlleva y significa, que se da cuenta de lo que pasa a su alrededor y le pasa a sí misma, que observa impecablemente sus actitudes personales, sus reacciones, sus pensamientos, que se da el espacio que le corresponde, que no permite que se vaya el tiempo vacío, y que pone amor en todos sus actos.

QUE ES MUY RESPONSABLE DEL AQUÍ Y AHORA, y eso requiere de una atención que se manifieste continuamente y tener una conciencia despierta y atenta. No negar. No engañar ni engañarse. Ser honrado e íntegro. No vivir y sí VIVIR.

QUE ES MUY CONSCIENTE DE “YO” Y TODO LO QUE ESO CONLLEVA Y SIGNIFICA, porque a veces se nos olvida quiénes somos, qué hacemos en esta vida, cuál es nuestra función o nuestra misión, qué sentido tiene todo esto, o que hago “YO” aquí. Es necesario preguntárselo así: “¿Qué hago YO en mi vida?”, “¿quién soy YO en mi vida?”, “¿estoy haciendo lo que quiero hacer en mi vida?”, “¿estoy haciendo lo que intuyo que tengo que hacer en mi vida?”. Implica saber quién es uno mismo. Implica hacerse muchas preguntas y darse respuestas.

QUE SE DA CUENTA DE LO QUE PASA, que no niega la evidencia, que no cierra los ojos a la parte de la realidad que no le gusta, que comprende, que siente, que no quita la vista de lo que hay a su alrededor y, sobre todo, a lo que lleva dentro.

QUE OBSERVA IMPECABLEMENTE LAS ACTITUDES PERSONALES, LAS REACCIONES, LOS PENSAMIENTOS, ya que la observación es el modo más amable de aprender, o por lo menos de no seguir repitiendo los errores, las malas costumbres, o las reacciones desacertadas que aplicamos de un modo inconsciente. Requiere tener el Yo Observador activado.

QUE LE DA A LA VIDA EL ESPACIO QUE LE CORRESPONDE Y QUE NO PERMITE QUE SE VAYA EL TIEMPO VACÍO, porque la desatención y la rutina, añadidas a la creencia errónea de que siempre hay un mañana, nos hacen infravalorar la maravilla y la magia de la que somos dueños: estar vivos.

Y QUE PONE AMOR EN TODOS SUS ACTOS, porque una vida en la que el amor -en cualquiera de sus manifestaciones- no esté presente de continuo, es una vida carente de lo principal. Es una vida incompleta.

¿Y tu vida?, ¿es una Vida Atenta?

Francisco de Sales

Visitas: 17

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Escuela Iniciática para añadir comentarios!

Participar en Escuela Iniciática

© 2019   Creado por ♥ Assaya ♥.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio